Miércoles, de Diciembre de

Interior »  Piden viviendas para Las Tolderías



CHARATA (Especial). Funcionarios del Instituto de Cultura visitaron la zona de Las Tolderías donde encontraron y dialogaron con el anciano Pedro Balquinta, de 107 años, sobreviviente de la Masacre de Napalpí. Comprobaron que en realidad este personaje existe; que vivió uno de los momentos más horrendos de la historia del Chaco cuando contaba 19 años, y que hoy vive en un rancho bajo el cuidado de uno de sus nietos, su pareja y un par de hijos de estos. Al lugar concurrió el lunes pasado otro funcionario provincial, delegado regional, quien hizo entrega de colchones, frazadas y otros abrigos. Piden por viviendas y donarían terreno para construir un pueblo o barrio mocoví en Las Tolderías.
 
Sorpresas y expectativas
«Fuerte sorpresa se llevaron cuando dieron con ese pedazo de historia de esta provincia», comentó Jesús Pedro José Mendoza al narrar este caso que, si bien es de dominio público en la zona, parece haber causado un fuerte impacto a nivel provincial luego de la publicación que se hizo en la edición del pasado domingo en LA VOZ DEL CHACO. En diálogo exclusivo durante una visita a esta mesa de trabajo para agradecer la nota en la que denunció las penurias de muchas familias de la etnia mocoví residentes en el sudoeste, Mendoza recordó las  situaciones límite que afligen a miembros del pueblo moqoit, como el caso de Pedro Balquinta y sus parientes, moradores de un paupérrimo rancho del paraje San Lorenzo de Las Tolderías; en las mismas condiciones los hay en San Bernardo y en la colonia La Pastoril, jurisdicción de Villa Angela.
«Esto abre una nueva luz de esperanza para nuestra gente», comentó con nuevo aliento el interlocutor. «No nos queremos pelear ni con el gobernador ni con funcionarios del gobierno provincial. Sólo estamos pidiendo ayuda para paliar la extrema pobreza de nuestro pueblo».
«Una de las necesidades básicas es la falta de viviendas y de fuentes de trabajo. Para levantar las casitas a los más necesitados, estamos en condiciones de donar un terreno de dos hectáreas en el Lote 24, Sección X de Las Tolderías», precisó.  
En esta intención, como en otras culturales, Mendoza cuenta con el acompañamiento incondicional de Juan Carlos Martínez, un docente bilingüe moqoit que reside en San Bernardo y con el que trabaja en equipo para mejorar la calidad de vida de los pueblos originarios.