Domingo, 22 de Septiembre de 2019

Policiales »  La Policía inició operativos para despejar las calles de los cortes

la guerra contra los piquetes
Ayer hubo varios dispositivos para desalojar a los manifestantes que bloquearon calles en el área metropolitana, sitiando literalmente Resistencia, Barranqueras, Fontana y Vilelas. Hubo incidentes y presos. Hoy podría haber más intervenciones.
Siguiendo órdenes del gobernador Domingo Peppo de desalojar a manifestantes que cortan calles, horas después la Policía comenzó su trabajo y no fue fácil, ya que hubo incidentes y personas detenidas.
Si bien la razón de la mayoría de los manifestantes es asistencia social y puesta en funcionamiento de estaciones de bombeo, las innumerables quejas de otras personas ante los delitos que provocaron algunos de ellos, inclinó la balanza hacia el desalojo.
Hubo intervenciones policiales en Vilelas, Barranqueras y hasta cerca de la estación terminal de ómnibus.
Peppo dijo en declaraciones a La Radio, que «pedí al jefe de la Policía que frene esta medida, que hable primero, que explique la situación a la gente y después se liberen la calle porque no puede llegar la asistencia, no pueden circular los vehículos que llevan elementos de salud y dificulta a los ciudadanos», dijo.
 El mandatario afirmó que «vamos a generar líneas de crédito, de asistencia para que la gente pueda equiparse de lo que perdió y no queremos que nadie se aproveche de esta situación».
Pero la orden precisa se efectivizó cerca del mediodía en Vilelas y tomó mayor cuerpo a la tarde.
 
EN VILELAS
En esta localidad, luego de varias horas de bloqueo, personal de Infantería de la Policía del Chaco liberó el acceso principal. 
Esta ciudad fue sitiada presuntos damnificados por las lluvias, aunque además cobraban «peaje» para dejar ingresar y/o salir a los habitantes de la localidad. En la mañana de ayer, personal de Infantería avanzó y liberó el acceso en medio de algunos incidentes que no pasaron a mayores.
 
EN LA RUTA 11
Por la tarde, otro grupo policial desalojó a manifestantes que cortaban la ruta 11, aunque se produjeron disturbios y hubo disparos de postas de goma. Tras la represión, la Policía informó que hasta el momento hay nueve detenidos. Además, habría   nuevas intervenciones para garantizar el libre tránsito, en el ingreso a los barrios Carpincho Macho, Mate Cosido y San José Obrero, además de villa Río Negro y en La Rubita.