Lunes, 22 de Julio de 2019

Sociedad »  Vilelas tiene 1.500 familias afectadas de quienes sólo el 10% evacuaron

220 milimetros en 9 horas
El intendente Marcelo Colo González explicó que la gran mayoría espera el descenso del agua en sus hogares por miedo a robos y saqueos. Recordó que el área metropolitana «es una palangana» y que depende del bombeo.  
En similar situación que Barranqueras, Puerto Vilelas no escapó a las consecuencias de la catástrofe natural que se abatió sobre la región dejándola literalmente zambullida. Al momento de dimensionar estas consecuencias el intendente Marcelo Colo González en contacto con LA VOZ DEL CHACO precisó que cerca de 1.500 familias tuvieron agua en sus casas, de quienes sólo el 10% se evacuó o autoevacuó por miedo a dejar sus hogares y que las perdidas sean mucho mayor. 
El jefe comunal precisó que fueron 222 milímetros los que se descargaron en su ciudad en menos de 9 horas, lo que naturalmente derivó el colapso de toda la infraestructura, dado a la excepcionalidad de la situación. Señaló además que el fenómeno afectó a toda la región por igual.  
«La verdad que este ha sido un hecho lamentable y doloroso que nos afectó a toda la zona metropolitana, y este tipo de fenómenos lo estamos teniendo y lo estamos sufriendo en distintos puntos de la provincia, le pasó a Plaza, Charata, a Castelli, al sudoeste, a distintos municipios, son fenómenos que se instalan y que descargan con mucha furia, mucho volumen de agua, producto de un cambio climático que estamos sufriendo como consecuencia de las acciones generadas por nosotros mismos», comenzó analizando. «La sociedad que por ahí no toma conciencia de que es importante cuidar nuestro recurso y el ambiente, y lo perjudicamos demasiado, y eso hace que los cambios sean de esta característica con un alto impacto en nuestra sociedad», entendió.
«Vilelas no fue la excepción en el área metropolitana, tuvimos más de 1.500 familias con agua en las casas, en algunos puntos son muy bajos porque están los barrios hechos en esa cota, pero también vivimos del sistema de bombeo porque el área metropolitana es una palangana, rodeada por el área de contención del río Paraná y el Negro y toda la zona dependen del sistema de bombeo para poder evacuar por el canal y el cauce del Arazá para poder llevar el agua de vuelta», recordó.
«En este caso fueron 222 milímetros, no teníamos estas estadísticas desde el 94, lo que significa que hace más de 24 años que no cae tanta cantidad de lluvia en tan poco tiempo, en 9 horas cayeron 222 milímetros y a eso hay que sumarle lo que cayó después entre ayer y hoy, así que la verdad que la situación es caótica, complicada, compleja y dura», describió.
Seguidamente, González trasmitió a «la sociedad que estamos aquí intentando mitigar y acompañar este proceso, con la asistencia alimentaria, sanitaria de todos los damnificados. Nos ponemos a disposición», y comentó que «el gobernador nos visitó ayer, nos dijo que nos va a acompañar, volvió a comprometer su colaboración en este momento difícil de los vilelenses así que bueno, esta todo el equipo del Comité de Emergencia colaborando».  
 
alertas por los próximos días
Según afirmó: «En este caso el agua bajó hoy (ayer) afortunadamente casi todo, pero el estado de alerta se mantiene, vamos a seguir teniendo lluvias constantes y de estas características en enero con lo cual vamos a estar con permanente trabajo y atención para no descuidar y bajar los brazos en un momento donde tenemos que juntarnos entre todos y fortalecer el espíritu de la colaboración y de unidad a los efectos de colaborar con los que más necesitan». 
«Tenemos cerca de 100 familias evacuadas, más 50 autoevacuados, calculamos que sólo el 10% de los afectos salieron de sus hogares, el resto obviamente esperó que el sistema de bombeo saque el agua, y en algunos casos, en algunos barrios, afortunadamente fue rápido el sistema de bombeo y en otros se nos complicó un poco más por que por ahí se nos corta la energía eléctrica y eso hace que las bombas dejen de funcionar y se perjudique un montón de vecinos», detalló.
También comentó que «el puente de Colonia Tacuarí, que es nuestra jurisdicción, está cortado y tenemos gente aislada del otro lado, y estamos trabajando con la gente de Vialidad a ver si podemos hacer una pasarela para que la gente por lo menos pueda pasar y hacer un transbordo de una punta a la otra, del lugar donde se cortó el puente para que la gente pueda salir y hacer sus trámites correspondientes». «Nosotros desde el municipio vamos aponer el transporte y la logística para que el puente hasta acá podamos trasladarlos y desde la Colonia hasta el corte lo van a hacer productores de la zona vecinos que van a colaborar con nosotros», aportó.
El jefe comunal reconoció que también tuvieron cortes y protestas de los vecinos: «Obviamente en un momento tan difícil la gente se exalta, hay una situación anímica que no le deseamos a nadie, en Vilelas sufrimos históricamente inundaciones desde el 86 hasta acá, hemos tenido inundaciones del Paraná y por grandes lluvias, y hay gente que pierde muchas cosas, nosotros acompañamos desde el dolor, estamos a disposición, vemos en que podemos colaborar en medio de un conflicto y una situación atípica», y reiteró: «El tema es que para las lluvias normales, no tenemos tantos inconvenientes, pero para las lluvias de estas características que son atípicas sin lugar a dudas que no hay sistema que aguante, porque colapsan,  es imposible sacar tanta cantidad de agua con los sistemas que tenemos». 
«Si bien es cierto que todos somos responsables, pero también nosotros como estado hay algunas cosa que tenemos que empezar a revertir, a mejorar a trabajar ya con la visión de que vamos a tener este tipo de acontecimientos de la naturaleza en los años que vienen, con lo cual habrá que reestudiar de qué manera resolver esta problemática del área metropolitan», consideró también. «Sin dudas hay que discutir y debatir con los distintos estamentos del gobierno provincial y nacional. Y además pedir las disculpas del caso por esta situación a la gente, para nosotros también es doloroso pero lo que podemos hacer ante esta situación es ponernos a disposición, todo nuestro compromiso para seguir colaborando», aseveró y recordó que «el gobernador aparentemente va lanzar unas líneas de crédito blando para que luego de que pase todo la gente pueda acceder a esos créditos para poder recuperar lo que perdió en este hecho tan lamentable». 
Por último se mostró conforme con los trabajos conjuntos con demás áreas del Gobierno: «Sin lugar a dudas estamos haciendo la asistencia de forma articulada con el acompañamiento de Defensa Civil, la APA, del Ministerio de Salud, con los centros de salud locales estamos visitando los centros de evacuados para atender a los chicos, estamos trabajando con distintas áreas a los efectos de acompañar a los vecinos afectados».