incertidumbre y malestar

Trabajadores textiles sostienen un paro por falta de pago de salarios

Se trata de 25  empleados de la fábrica LGM SRL que desde febrero no perciben sus haberes. No es la primera vez que la empresa presenta problemas de este tipo. La patronal no se presentó a la audiencia convocada por el Ministerio de Trabajo.

Una vez más los trabajadores de  la fábrica textil LGM SRL se encuentran llevando adelante medidas de fuerza ante la falta de pago de sus salarios. Con una planta de 35 empleados la empresa adeuda los haberes de febrero. Si bien la semana pasada la Dirección de Trabajo convocó a una audiencia a las partes para destrabar la situación, la ausencia de la patronal contribuyó a la continuidad del conflicto llevando más incertidumbre y malestar al sector. 
Esta empresa ya presentó similares inconvenientes tanto en 2017 como en 2016, que fueron subsanados mediante la intervención estatal. Esta empresa confecciona sacos Montgomery de primera línea y provee a  marcas líderes como Macowen, Touche y Etam. 
La vocera Natalia Lezcano comentó a La Voz del Chaco: «Hay trabajo, la producción sale todos los días, se entregan en término, pero los pagos no están, la gente está cansada porque siempre hay irregularidades en los pagos», precisó. 
 
ausencia 
patronal
Más adelante Lezcano brindó detalles de la situación: «Desde el jueves pasado estamos de paro por falta de pago de haberes, hasta el momento no tenemos ninguna respuesta de la patronal, tuvimos una audiencia en el Ministerio de Trabajo, pero no se presentaron a raíz de eso las medidas que estamos tomando. Nos deben una parte de enero, febrero, vacaciones y ahora se cierra otra quincena en marzo», detalló. 
Como respuesta a esta demanda la empresa «ofreció el viernes pasado entregar solamente $2 mil de todo lo que nos debe, y no aceptamos y seguimos de paro, porque con eso no nos alcanza para nada», señaló la referente de los trabajadores. «Las medidas consisten en no prestar servicio en los lugares de trabajo, pero no nos dejaron ingresar, ni el viernes ni hoy nos dejan ingresar a nuestro puestos de trabajo. Somos 35 trabajadores pero los que estamos tomando medidas somos 25», aclaró. 
Lezcano explicó en referencia al trabajo que realizan: «Somos una fábrica de confecciones, confeccionamos sacos de primera línea, que son marcas de primera línea, hay trabajo, la producción sale todos los días, se entregan en término, la producción está pero los pagos no están, la gente está cansada porque siempre hay irregularidades en los pagos y hoy tomamos esta medida», sostuvo.
 
incertidumbre 
Atento a la falta de respuestas de la patronal y el caso omiso que se realizó de la intervención estatal, la vocera anticipó: «Mañana (hoy) tenemos que presentarnos a trabajar nuevamente y ahí otra vez acudiremos al ministerio a ver qué otra solución nos da,  sino nos damos por despedidos, o  va a llamar a otra audiencia, y según el tiempo en el que nos contesten calculamos que la audiencia recién sería hasta la próxima semana y hasta ese entonces otra novedad no vamos a tener», reconoció.
 Asimismo, indicó que la empresa comenzó a funcionar «hace siete años, hay gente con esa antigüedad y otro un poco menos», indicó y reconoció también que «siempre hay problemas de pago, el año pasado se tardó unos días por falta de trabajo, y tuvo que abrir las puertas porque el cierre no estaba avalado por el ministerio, pero hoy la situación es distinta, porque hay mercadería, hay pedidos y la producción sale pero los pagos no llegan», diferenció. Al momento de explicar la posición de la patronal Lezcano comentó: «Supuestamente  no había mercadería para entregar, por eso no se hicieron los pagos ahora, pero antes de salir de vacaciones en febrero, la producción estaba y se entregó todo lo que estaba pendiente y entregaron la mercadería que faltaba cuando estábamos de vacaciones, ya la cobraron, pero el pago para nosotros no llega», reiteró. 
«Ahora esperaban que empecemos a trabajar, volvamos a producir para entregar esa mercadería, cobrar, y con eso poder pagarnos, así que nosotros la última vez que cobramos fue el 8 de febrero $5 mil que ni siquiera es la totalidad de una quincena, el viernes nos querían entregar $2 mil», explicó. La vocera indicó que en promedio un trabajador de esta textil recibe una remuneración por quincena, dependiendo de la antigüedad y de los días que trabaja, aproximadamente entre $6 mil y $6.700. 
«Ahora estamos a la espera de novedades porque hasta el día de hoy -por ayer- no nos dijeron nada y mañana -por hoy- tenemos que presentarnos a trabajar otra vez, y veremos si nos dejan entrar porque hoy -por ayer- no nos dejaban entrar si no trabajábamos, así que mañana -por hoy- vendremos y veremos qué es lo que pasa; el ministerio deberá mandar otra citación si se presenta la patronal o no, y veremos otra vez, estamos acá sin un centavo y a la espera de que nos den una respuesta de pago», ilustró. 

Compartir esta noticia :

Deja un Comentario

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.

Más Noticias :